Adult Influence on the creative process of children: advantage or disadvantage?

| September 8, 2012

By Laura Tobi.

Para leer en Español

All parents have the best intentions for their children when trying to help them, but sometimes we make mistakes. These mistakes are usually the result of a lack of understanding of the child ?s real needs. Let ?s face it, children do not come with an instructions manual!

We start today a series of articles with advise on how to contribute to the child ?s creative process according to the needs of each developmental stage. Let ?s address the Scribbling stage, the first self-initiated encounter with art that begins around one and a half years of age. Like every other stage, this one is important for the mental development of the child.

During scribbling, children move the crayon or marker on the surface of the page for no other reason than the pure pleasure of the movement and making marks. Initially children scribble in a random manner. When the child discovers there is a relationship between the movements and the marks he is making, he also discovers he can control the kind of marks he makes. He starts experimenting with the movements that give him particular pleasure. As perception and motor skills develop, circles and other geometric figures start to appear next to the straighter lines. Eventually the child starts naming his scribbles through imaginative play while he draws. The child may announce what he will draw or give the drawing a name once he is done. He may also change the name of the same drawing several times.

What should we avoid during this stage?

In the first place, we should not ask the child to draw something in particular, for he does not understand the representational meaning of drawing. A circle can be many things for a child, some of them not circular in nature at all. Besides, during most of this stage, the child doesn ?t even feel the need to name his drawings and is focused on mastering the control of his movements. This process should not be interrupted or skipped.

In the second place, adults should not draw for the child or model. In this case there is a high risk that the child ?s exploration an imaginative play will be interrupted when the child starts imitating the adult drawing, without really knowing what he is doing. The process of free exploration is replaced by a senseless repletion of what the adult has drawn.

The role of the adults

Make adequate materials available: markers, crayons, ball point pens, pencils and thick tempera paint that will not drip. Brushes must be thick and the sheets of paper at least 12”x18”. Colors must be few and offer contrast. The child should work on a horizontal surface. When we talk with the scribbler about the drawing we can start with commenting about the variety of movements and marks. Once he starts naming his scribbles, use these meanings for dialogue, encouraging him to verbalize details, thoughts, feelings and experiences. This is the best kind of praise you can give your child.

  

———————– En Español ——————-

 

Influencia adulta en el desarrollo creativo del niño: ventaja o desventaja?

 

Por Laura Tobi.

Todos los padres tienen las mejores intenciones cuando ayudan a su hijos, pero a veces la ayuda prestada es contraproducente. Estos errores no son adrede, sino consecuencia del desconocimiento de las reales necesidades del niño. Los niños no nos llegan con un manual bajo el brazo!

Hoy comenzamos con una serie de artículos con consejos para contribuir con el proceso creativo de nuestros hijos de acuerdo a las necesidades de cada etapa de desarrollo creativo. Comencemos con la etapa del garabato, la primera etapa de dibujo de todos los niños. Típicamente esta etapa comienza al año y medio de edad. Como todas las etapas, es importante en el desarrollo mental del niño.

En esta etapa los niños toman un crayón o un lápiz y lo mueven por toda la superficie de la hoja, disfrutando del placer del movimiento y el efecto que tiene al dejar las marcas. Es la primera actividad artística que el niño elige hacer por si mismo.

Inicialmente el niño garabatea sin conciencia de lo que hace. Cuando descubre la relación entre el movimiento de su brazo y las marcas, descubre que puede controlar las marcas que realiza. Entonces el niño comienza a experimentar con esos movimientos que mas le llaman la atención. A medida que aumentan las capacidades perceptuales y motrices. las líneas mas rectas son acompañadas de círculos y otras figuras geométricas. Eventualmente comienzan a darle nombre a sus garabatos a través del juego imaginativo mientras dibujan. Es posible que el niño anuncie que es lo que va a dibujar o después de hacerlo le ponga nombre, así como también que cambie el nombre del mismo dibujo en diferentes momentos.

Que debemos evitar en esta etapa?

Primero, no demos pedirle al niño que dibuje algo en particular ya que no entiende el dibujo como una representación de la realidad. Por ejemplo un circulo puede ser muchas cosas para el niño, algunas de ellas nada circulares. Además, durante gran parte de esta etapa el niño ni siquiera se le ocurre ponerle nombre a sus trabajos, y esta concentrado en lograr el control de las líneas a través de su movimiento.

Segundo, no debemos modelar, dibujando en lugar del niño. En este caso el peligro es que su exploración y su juego se vea interrumpidos cuando el niño imita al adulto pero no entiende que esta haciendo. En este caso el proceso de exploración libre se ve interrumpido y el niño lo reemplaza con una repetición sin sentido de lo que el adulto ha dibujado.

Cual es nuestro rol como adultos?

Ofrecer al niño materiales adecuados: marcadores, crayones, lapiceras, lápices, y tempera gruesa, que no chorree. Los pinceles deben ser grandes, al igual que los papeles 12”x 18” o mayores Los colores deben ser pocos y contrastantes. La superficie del trabajo debe ser horizontal.

Cuando hablamos del dibujo del niño podemos comentar sobre el tipo de movimientos que realiza. Una vez que el niño comienza a poner nombre a sus trabajos, podemos preguntarle sobre las cosas que nombra, y su relación con ellas, estimulándolo a hablar sobre sus pensamientos, sentimientos y experiencias. Esta es la mejor valorización que podemos hacer de su dibujo.

Share this article

Tags: ,

Category: Education

Comments are open.