Amarilis Savón, Campeona mundial de Judo: “Nada es imposible, solo está en tu mente”.

| March 4, 2017

 David Pérez Hansen

@perezhansen

 

Amarilis Savón

A quienes no la conozcan, se las presento: Ella es Amarilis Savón Carmenate, judoca nacida en Santiago de Cuba el 13 de mayo de 1974.

Campeona mundial en 2003, ganadora de medallas de bronce en los Juegos Olímpicos Barcelona 1992, Atlanta 1996 y Atenas 2004 y triple campeona en Juegos Deportivos Panamericanos. En total atesora diecisiete preseas en diferentes torneos y es considerada una de las mejores deportistas cubanas del siglo veinte.

Su nombre es referencia a nivel mundial dentro del judo femenino que dominó durante más de una década en la categoría de 48 kg y posteriormente en la de 52, en la que logró el Oro en el Mundial de Osaka.

Actualmente vive en Miami e imparte sus conocimientos a jóvenes deportistas de la ciudad de Pembroke Pines, donde es entrenadora del club Panther Judo.

Madre de dos niñas, hizo un tiempo entre trabajo, deporte y familia para responder nuestras inquietudes y así poder saber un poco más de ella.

DFJ- Eres una leyenda viva del judo femenino. Tus medallas hablan solas y son muestra de tu determinación y fe en ti misma. Qué es ser una mujer luchadora?

Una mujer luchadora es aquella que, a pesar de muchas adversidades, es capaz de salir adelante, salir triunfante. No nos dejamos ganar por las dificultades. Lo más grande es nuestro optimismo de lograr nuestros sueños, valorar lo que hacemos y reconocernos a nosotras mismas.

DFJ- No es un secreto para nadie que muchas de las grandes disciplinas deportivas estuvieron reservadas casi exclusivamente para los hombres hasta hace solo pocas décadas. Cómo romper con el esquema y demostrar que las mujeres son tan competitivas o incluso más que los deportistas masculinos?

Las mujeres somos más competitivas que lo hombres ya que luchamos por lo que queremos sin esperar a que nadie nos ayude. Nos trazamos una meta para alcanzar un objetivo deseado.

DFJ- En torno a las mujeres que practican deportes, y sobre todo de contacto, tiende a haber muchos estigmas sobre su feminidad. Cómo has sufrido y superado estos prejuicios?

Primeramente saber que eres una mujer, identificar que es un deporte fuerte y duro. Eso no quiere decir que seas o no femenina. Recuerdo después de cada clase ducharme y maquillarme. Nadie pensaría que fuese judoca. Me veían muy delgada, inocente. En la actualidad digo que soy judoca y me miran con asombro. Trato de de poner ubicarme en cada momento en el que estoy.

DFJ- Leí en una entrevista que te hicieron lo orgullosa que te sientes de ser madre. Tratando de conocer el lado más sensible de una implacable judoca: cómo compararías tu primera medalla olímpica en Barcelona, con la venida al mundo de tu primera hija? Hay forma de establecer algún paralelismo, partiendo de la idea que ambas situaciones en tu vida fueron momentos únicos?

No las puedo comparar. Son dos cosas diferentes: mis hijas son un regalo de Dios, mis medallas son fruto de todo mi esfuerzo y dedicación al deporte.

DFJ- De la entrenadora a la madre: aplicas la rigurosidad de la disciplina que debes tener con tus deportistas y la llevas hacia tus hijas en la casa? Cuál es el punto de equilibrio?

Trato de implantar disciplina en horario, dedicación a lo que uno realmente quiere, pero es difícil en este mundo tan desarrollado.Mi punto de equilibrio es ser sincera conmigo misma y ser un ejemplo para ellas. Los niños son una esponja, ellos son una fotocopiadora, pero esto no quiere decir que tus hijos van hacer lo mismo que hiciste tú.

DFJ- Sin lugar a dudas tus logros han sido a base de constancia y valores. Cuáles de esos aspectos que te llevaron a la cima crees que deberían potenciarse en la sociedad moderna para el rescate de conceptos tan importantes como la familia y la auto confianza que tienden a perderse en un mundo de frivolidades?

Disciplina, constancia, dedicación y sobre todo, amor por lo se hace.

DFJ- Para aquellas mujeres que se sienten menos o que dicen que algo es imposible, cuál es tu mensaje?

Nada es imposible, solo tienes que creer en ti. Saber que eres única, bella, fuerte, inteligente, hermosa. Nada es imposible, solo está en tu mente.

DFJ- Cuando te dicen que eres un ejemplo a seguir y miras hacia tus comienzos, qué balance sacas?

Miro mi dedicación y el amor que siento por el judo. Sin amor no se logra nada.

DFJ- Cambiarías algo de tu vida? 

Qué cambiaría? No sé! El analizar más las cosas antes de actuar… pero soy feliz con el camino que he tomado.

Amarilis Savón aprovecha cada segundo de su día. El tiempo es implacable en las sociedades modernas y el tráfico y las distancias no entienden de la disciplina de los deportistas. Es un tema de adaptación y supervivencia. De luchar aunque ya no sea en el tatami, de sortear los atascos y seguir adelante. Se acerca su cumpleaños número 43, pero el tiempo no parece pasar por ella, virtud de quienes han convertido en templo sus cuerpos y aún se dedican a ellos sin descuidar lo más importante: el alma y el legado que como personas debemos dejar a nuestro paso.

Muchas preseas se ha colgado en el cuello y, aunque ya no compita, día a día gana esos premios que no consisten en metal, pero que valen mucho más: el respeto de quienes la conocen y la ven como ejemplo a seguir.

Grande Amarilis!

 

Tags:

Category: Sports

Comments are open.